Tartar de atún

Tras las vacaciones de Semana Santa y después de dos semanas sin hacer acto de presencia en el blog, podría decir que vengo con las pilas recargadas, pero lo cierto es que sigo en modo batería baja y, como cae la tarde, caigo yo, rendida y cansada y sin ánimo de ponerme cámara en ristre. Afortunadamente, voy recolectando almas sensibles que quieren realizar una receta para la sección de artistas invitados, y que me permiten darme una tregua.

En esta ocasión le debo el honor al benjamín de la casa (redoble de tambores), el pequeño, que nos supera en altura a todos y que ya se afeita (poco a decir verdad), pero que sigue siendo mi peque. Últimamente le gusta trastear en la cocina, y aunque se queja de que yo no me dejo ayudar, cosa que es completamente falsa, me da mucho gusto cuando se anima a preparar algo de comer.

Gastronómicamente  hablando le gustan bastante las carnes poco hechas y los platos hechos con carnes y pescado crudos, así que para estrenarse en el blog, ha elegido esta receta de tartar, que le encanta. Debo mencionar a Rosa, autora originaria de la preparación de este tartar, y a Eva, que ya se estrenó como artista invitada con su receta de  tiramisú , que le dió apoyo e indicación para las cantidades.

La importancia de ingredientes de calidad es fundamental para un buen resultado, y aunque en este caso el cocinero utilizó atún claro, dado que no encontró atún rojo en el momento de hacer la compra de los ingredientes, es recomendable utilizar atún rojo.  Aún así, y después de comerlo, os garantizo que quedó de lujo. Os lo digo yo que para estas elaboraciones suelo tener un cierto rechazo.

Las palabras del cocinero son : ¡¡Y bien rico está!!, a lo que yo respondo: “Amén”

Ingredientes:

400-500 gr de atún (preferiblemente rojo)

3 tomates Kumato

2 aguacates maduros

El zumo de dos limones

El zumo de una lima

5 cucharadas soperas de salsa de soja baja en sal

Cebollino

Pimienta

Elaboración

Exprimir el jugo de los limones y la lima

Cortar en dados pequeños el atún y dejar en una fuente. Añadir el zumo de limón y la salsa de soja, cubriendo bien los dados de atún.

Llevar al frigorífico y dejar marinar un mínimo de 1 1/2 horas. Si se prefiere un sabor más fuerte, se puede dejar hasta dos horas.El tiempo de tenerlo marinando dependerá también de tu gusto por el pescado crudo, a mayor tiempo más hecho estará.

Cuando el pescado esté marinado, sacar del frigorífico y escurrir el líquido de la fuente.

Picar en dados pequeños los tomates y los aguacates, añadirlos a la fuente donde tenemos el atún y mezclar bien para que se repartan los ingredientes homogéneamente.

Añadir pimienta molida al gusto y el cebollino picado y remover. ¡Y listo!

A la hora de presentar, quedará mejor si utilizas aros de emplatar. Colocar el aro en el plato (nosotros hemos utilizado una pizarra) rellena con el tartar, compacta bien la mezcla y retira el aro. Sirve acompañado de tostadas.

Deja un comentario